Jornada de 4 días: que no te cuenten milongas

Con la excusa de que aumentan la productividad, de vez en cuando surgen empresas que anuncian que sus empleados solo tendrán que trabajar de lunes a jueves. ¿Qué hay de real? Todo lo que he visto hasta ahora sobre jornadas de 4 días semanales son más estrategias de marketing que de recursos humanos.

Las protagonistas casi siempre son startups, como Bolt, Shopify o Kickstarter, o compañías que experimentan con ello, como Unilever, Desigual o Telefónica, sin captar muchos voluntarios, dado que también han de reducirse el sueldo. La supuesta mayor productividad está relacionada con que las personas se enfocan mejor en lo importante cuando tienen el tiempo más limitado.

Esto puede ser cierto pero también supone admitir que gran parte de los trabajadores tienen habitualmente tanto tiempo que se alargan con sus tareas. Generalizar con este tipo de razonamientos es hacerse una trampa al solitario. Evidentemente, cuanto más tiempo se trabaje de manera óptima, más se produce.

Si lo que falla es la eficacia, entonces el problema requiere soluciones que no necesariamente pasan por reducir las horas de actividad para generar un poco de estrés. En esta línea, el trabajo por proyectos con objetivos bien concretos suele ser la mejor herramienta para incrementar la productividad.

Hay dos razones que sí son reales a la hora de reducir la jornada laboral:

  • El marketing. Véase en este sentido la gran cantidad de titulares que consiguió la compañía jiennense Software del Sol tras reducir su jornada. Y eso que realmente solo suprimieron 4 horas (de 40 a 36), en línea con lo que ocurre en la administración pública, y que la compañía ha admitido que tuvo que contratar a más gente (un 15%) tras implementar la medida.
  • La atracción de talento. En las startups tecnológicas hay tanta demanda de perfiles especializados que unas empresas se los roban unos a otras y muchas veces ya no vale con incrementar los sueldos. Hay que buscar nuevos argumentos y el de la jornada laboral es uno de los más fuertes. Es lo que ha ocurrido en Bolt, que tras dar los viernes libres ha visto cómo las candidaturas se incrementaban un 30%
One Comment

Add a Comment

Your email address will not be published.