Los peligros de comprar un coche de segunda mano

A tenor de las noticias y sentencias judiciales que están cayendo en mis manos, se puede concluir que comprar un coche de segunda mano tiene mucho riesgo. Cuando menos, si se hace en un establecimiento poco conocido y no se comprueba previamente en Internet que no haya habido quejas de otros clientes. Alguno de los casos es espectacular y transmite la sensación de que en el negocio de la compraventa de vehículos usados ha entrado lo peor de cada casa.

Este contenido es solo para socios suscriptores de Gananzia.
Loguéate (ya usuario) Suscríbete (nuevos usuarios)

Si te ha gustado lo que has leído, indica tu e-mail para suscribirte al boletín: