Andrea Sánchez Ibarbia (F10): “Tengo varias startups que son mis mejores amigos”

Andrea Sánchez Ibarbia (Donostia, 1993) estudió económicas y relaciones internacionales y su primer trabajo le llevó directamente a un fondo de Silicon Valley. Desde entonces ha estado unida a las startups, a veces hasta en lo personal, y actualmente es responsable en España de la incubadora y aceleradora F10, controlada por la sociedad propietaria de las bolsas españolas, Six.

Esto es lo más interesante que nos contó en la entrevista que le hicimos:

  • La relación de Sánchez Ibarbia con el mundo del emprendimiento es tan casual como motivada. Su interés por el mundo de las inversiones le llevó a Silicon Valley, donde descubrió que se estaba produciendo un cambio de paradigma. “Silicon Valley es como una burbuja. Se respira innovación todos los días. De repente, todas las personas que me rodeaban trabajaban en Google y otras startups y eso te marca. Terminé haciendo consultoría y estrategia para Plug & Play, una aceleradora basada en Sunnyvale pero con presencia en muchos países. Además de en EE.UU., he trabajado para ellos en Brasil, donde había menos startups y teníamos que tratar más con grandes empresas”, explicó.
  • Sánchez Ibarbia trabaja ahora para F10, una aceleradora controlada por Six, la firma suiza que es propietaria de las bolsas españolas. Su primer paso ha consistido en crear un ecosistema de innovación abierta centrado en servicios financieros y que da servicio a grandes empresas, inversores, mentores o startups. “En la búsqueda de las startups nos ayuda un equipo especializado que está en Suiza y Singapur. Nosotros les ofrecemos cinco meses de incubación para acelerar su paso al mercado. Es un programa muy intenso en el que se cuestiona todo lo que hacen. Además, les ofrecemos conexión con startups de otros países. Nuestro objetivo a medio plazo es cobrar en acciones de estas startups y convertirnos en una especie de máquina de creación de nuevas empresas. Además de Six (a través de BME), Renta4 ya es parte de nuestro ecosistema”, explicó.
  • Al regresar a España, Sánchez Ibarbia ha tenido que aclimatarse. No solo a un entorno más tradicional y menos innovador, sino también a un trabajo que le exige gestionar todos los aspectos del proyecto. “Antes yo solo hacía estrategia y ahora en F10 he tenido que ocuparme de todo. Desde la búsqueda de las startups, hasta el trato con todos los actores del mercado, incluidas las grandes empresas y los inversores. Tengo también reuniones periódicas con el equipo global. Además, hacemos muchos eventos, como el hackathon de fintech que organizamos junto a Mondragon. Lo que más me gusta es el trato con las startups. 3 ó 4 me llaman todos los días. Nuestro valor diferencial es precisamente la cercanía con las startups. Algunas de ellas se han convertido en mis mejores amigos”, explicó.

Add a Comment

Your email address will not be published.