Carlos Blanco, Gonzalo Ruiz y Jesús Angel Bravo invierten 290.000 euros en Wimi5

Buenas noticias para el mundo de las startups, que se ven beneficiadas de las nuevas deducciones fiscales para business angels. Un grupo de inversores, entre los que figuran Carlos Blanco, Jesús Angel Bravo y Gonzalo Ruiz, han puesto 290.000 euros en la empresa vasca de reciente creación Wimi5, spin-off de Tecnalia. En la operación también han intervenido los fondos vizcaíno y alavés Microwave y Emprendiza.


Wimi5 nació en 2013 para comercializar una plataforma de creación de videojuegos basada en html5, con lo que guarda cierta relación con Ludei, startup promovida por Eneko Knörr. De hecho, entre los promotores de la nueva firma figura Raúl Otaolea, que fue socio del director técnico de Ludei, Ibon Tolosana, en Novoplay. Ambos coincidieron también en GamePro, un histórico de los videojuegos vascos. Otaolea, CEO y socio de Wimi5, ha sido hasta ahora empleado de Tecnalia, el centro tecnológico que mantiene la mayoría del capital como autor de la tecnología.

De todas formas, el modelo de negocio es sustancialmente diferente. Mientras Ludei se dirige a grandes compañías de medios, como Disney o Nickelodeon, que utilizan su plataforma para desarrollar y comercializar sus juegos, Wimi5 está especialmente orientado a programadores autónomos que quieren poner en marcha rápidamente sus propios productos de ocio y repartirse los ingresos que generen a través de una especie de marketplace.

En lo que a los inversores se refiere, Carlos Blanco, CEO de Grupo ITnet, es conocido por su vinculación con el mundo del gaming en España. Jesús Angel Bravo promovió Softec, que terminó vendiendo a Ibermática, y últimamente ha invertido en parques solares y en la organización de campamentos tecnológicos para niños. Gonzalo Ruiz es promotor de Blogsfarm y FinancialRed y recientemente se ha beneficiado de la venta de TouristEye a Lonely Planet.

En lo que a los fondos se refiere, Emprendiza está participado por varios inversores alaveses entre los que destaca la familia Arregui, que ha estado vinculada al fabricante navarro de turbinas Proinlosa, y Microwave nació en Bilbao de la mano de Carlos Polo y Xabier Alvarez y ahora cuenta con una quincena de inversores. Esta es su segunda operación, después de Plan de Chicas.

Advertencia: Conozco a Javier Otaolea desde crío.

(Actualización) En la nota de prensa de Tecnalia se habla de 390.000 euros y de una valoración total de 1,6 millones de euros. De ahí se pueden sacar dos conclusiones: 100.000 euros han sido intercambiados por publicidad en las redes de ITnet y los nuevos socios se hacen aproximadamente con un 25% del capital.

2 Comments

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *