La crisis que todavía sufrimos ha afectado con especial virulencia a algunos sectores y muy significativamente al de construcción. Las principales firmas vascas del sector, como Urazca, Afer