Luis Martín Ezama (Cancerappy): “Somos los primeros que aplicamos la ciencia de datos a la oncología”

Luis Martín Ezama (Madrid, 1973) estudió arquitectura pero se ha ido poco a poco especializando en ciencia de datos, lo que explica por qué su última startup aplica este conocimiento a la oncología. Ha fundado Cancerappy en Erandio junto al doctor Alberto Ocaña, director de la unidad de Nuevas Terapias Experimentales contra el cáncer en el Hospital Clínico San Carlos (Madrid).

Esto es lo más interesante que nos contó en la entrevista que le hicimos:

  • Martín Ezama empezó a investigar cómo se podía aplicar el big data a la edificación, su ámbito profesional, junto a la Universidad de Castilla La Mancha. Por esta vía conoció al oncólogo Alberto Ocaña, que es quien le introdujo al mundo de la investigación de fármacos contra el cáncer. “Me contó los problemas que tienen los investigadores para manejar todos los datos que reciben tras aplicar medicamentos a pacientes. Así que hicimos un pequeño proyecto para acelerar sus investigaciones mediante la estructuración de la diversa información que tienen”, explicó.
  • Cancerappy nace de ese primer proyecto, con el fin de aplicar la analítica de datos a la oncología. Descubrieron que nadie en todo el mundo estaba haciendo algo similar, así que decidieron comercializar esos primeros desarrollos. Sus primeros clientes son centros de investigación, hospitales y pequeñas compañías biofarmacéuticas. “En un hospital les interesa que el médico pueda conocer cuál es el mejor tratamiento posible para un paciente. Utilizan nuestra plataforma online y les cobramos una suscripción anual”, explicó.
  • Las primeras aplicaciones de Cancerappy se dirigen a identificar tratamientos en función de la mutación de genes de un paciente y a acompañar al desarrollo de fármacos con la estructuración de los datos recibidos. “Trabajamos con laboratorios de Asturias y Nueva Zelanda, a los que ayudamos a predecir si el camino que están llevando es correcto. Les hemos conocido a través de eventos online”, explicó.
  • Los siguientes retos de Martín Ezama son introducir la inteligencia artificial en su producto y contratar personal técnico especializado, tanto científicos de datos como expertos en usabilidad. Ha captado capital de varias empresas y business angels, entre los que destaca Dreamers Ventures, y ha conseguido una ayuda de casi medio millón de euros del CDTI. “Estamos buscando ahora una segunda ronda de 200.000 euros. A los fondos no les gustan nuestros costes humanos pero empiezan a ver que damos resultados”, concluyó.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *