Gonzalo Alava (Arkikus): “Nuestro producto permite recorrer un castillo como si estuviera en su época gloriosa”

Gonzalo Alava (Getxo, 1987) es un arquitecto que un buen día decidió convertirse en reconstructor del pasado. Patrimonio Virtual, la startup que ha creado con el arqueólogo Javier Ordoño y los también arquitectos Iker Ordoño y Arantxa Satrústegui, realiza proyectos digitales en 3D y realidad virtual para recrear cómo eran los edificios e incluso las calles antiguamente.

  • La startup, que opera comercialmente como Arkikus, se dedica formalmente a la reconstrucción virtual, generalmente en 3D, de patrimonio histórico. El resultado de su trabajo se puede contemplar preferiblemente en el móvil, con la ayuda de una app desarrollada por la empresa vasca Binary Soul. “La tecnología es la misma que se utiliza para hacer vieojuegos, aunque la creación del contenido es manual, en parte con fotogrametría (obtención de planos por medio de fotografías aéreas). La parte técnica es muy importante, pero también tiene una parte de arte y de comunicación. Dos de los fundadores venimos de la industria inmobiliaria, en la que es habitual dibujar edificios en proyecto, por lo que nuestro grafimos tiene mucha calidad”, explicó.
  • Para realizar su trabajo, Arkikus cuenta con talento arquitectónico pero también arqueológico, ya que es preciso recopilar información sobre el pasado y la situación actual de cada edificio antes de poder realizar cualquier tipo de recreación. Además, han sumado audioguías y la señalización física en el lugar con paneles que relacionan el patrimonio que ha pervivido con el que se puede contemplar en la app. “No siempre se sabe al 100% como era una construcción antiguamente y a veces tenemos que hacerlo por aproximación de elementos de la época”, explicó.
  • ¿Quién está interesado en este tipo de recreaciones? Arkikus empezó dirigiéndose a entidades públicas y últimamente se ha decantado por empresas privadas enfocadas al turismo. “Hemos hablado incluso con equipos de fútbol para sus tours de los estadios o con cruceros. Con la crisis, hemos tenido que reinventarnos y diseñar otros productos como por ejemplo una digitalización de la Gran Vía de Bilbao para que se pueda visitar sin moverse uno de casa. Nuestro producto se diferencia de Google Maps en que puedes moverte libremente por el escenario sin seguir una senda ya marcada”, explicó.
  • El monumento más relevante que han digitalizado es el Castillo de San Vicente de la Sonsierra (La Rioja), un proyecto que se adjudicaron por concurso público y que ha recibido el premio de patrimonio Hispania Nostra. “Hemos reconstruido el castillo en diversas épocas y hemos tenido que estar cuatro meses dedicados en cuerpo y alma. La navegación se hace con gafas de realidad virtual, que están allí a disposición de los visitantes. Ha tenido tanto éxito que han tenido que aumentar el número de visitas”, explicó.
  • Otros proyectos que han realizado son el casco antiguo de Vitoria-Gasteiz y el convento derruido de Santa Catalina, en Iruña de Oca. Cara al futuro, están tratando de vender sus capacidades a una empresa de tours guiados y a un hotel enclavado en un edificio de interés histórico. Además, sueñan con poder recrear Machu Pichu, que es donde se les ocurrió la idea de Arkikus.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *