El ilimitado mundo de posibilidades de los drones

Fuente: Hoyentec.com
Minidrone Zano

Empezamos a conocer los drones (aparatos volantes no tripulados) por sus fines tanto militares como audiovisuales (fotos y vídeos), pero en realidad su campo de acción es casi ilimitado. En un principio se pensó en ellos para sustituir a aparatos tripulados (helicópteros y aviones), no sólo por el ahorro en costes y riesgos personales, sino porque al no tener que transportar a una o varias personas, sus dimensiones y potencia pueden ser mucho más manejables. Pero hay muchos otros usos donde nunca se había imaginado utilizar un dispositivo volador.

He aquí una recopilación de usos de drones que he visto en los últimos tiempos, aunque una lista exhaustiva sería interminable:

– Reparto a domicilio. Aunque la administración aeronáutica de EEUU inicialmente estableció una reglamentación que lo imposibilitaba, luego autorizó a Amazon probar su programa de drones y parece que está dispuesta a relajar la regla de que los drones deben estar a la vista del operador.

Seguimiento de grandes obras de construcción, algo que Ferrovial ya ha hecho en EEUU e Irlanda y quiere realizar en España. El catálogo de ventajas frente a una avioneta es amplio: más barato, menos emisiones, menos tiempo, imágenes mas precisas (vuelan a menor altura), menos limitaciones por orografía o inaccesibilidad de la zona, captación datos en tiempo real y facilidad de transporte debido a su reducido peso y tamaño.

– Cartografía, vigilancia y rescate, como por ejemplo las vascas Albaero (aunque ellos lo consideran más un avión no tripulado que un drone) y Airestudio.

Rodajes cinematográficos, como los de la almeriense Helifilm.

Evaluación de zonas tras un desastre natural para planificar su  reconstrucción, por ejemplo tras el tifón de Filipinas.

– Inspeccción de estructuras, como el instituto tecnológico Fraunhofer en Alemania o la compañía de seguros AIG en EEUU.

Reparto de medicamentos en zonas de difícil acceso, por ejemplo hace Matternet, una startup de Silicon Valley, en Papúa Nueva Guinea. Los medicamentos son una carga que se ajusta muy bien a los drones, por ser algo de poco peso y alto valor. Por cierto, Matternet ha firmado un acuerdo con el servicio postal suizo para repartir pequeños paquetes mediante sus drones.

– Detección de bancos de pesca, como pretendía el drone Fulmar de la fallida Aerovision.

Inspección de vías de zonas vitales de la infraestructura ferroviaria, algo que ya realiza la SNCF francesa.

– Supervisión de líneas eléctricas, gasoductos, etc. La compañía energética gala GDF Suez lanzó un hackathon para usos de los drones.

Revisión de aerogeneradores, como hace Arbórea, invertida por Iberdrola y CDTI.

Monitorización de cultivos (crecimiento, fertilizantes, plagas, fumigación). Ya se habla de la “agricultura de precisión”. En ese campo Fieldcopter es un proyecto europeo con seis socios de Holanda, Bélgica y España.

Detección temprana de incendios, al estilo de la española Flightech, que cuenta con asesoramiento de Mario Fernández y Eduard Punset.

Localización de objetos perdidos que incoporen un dispositivo bluetooth llamado Skytag. La red se llama Skynet (guiño a Terminator) y complementa la búsqueda a pie de calle mediante smartphones.

– Fines educativos como el proyecto dronEDU de la vasca Erle Robotics, usando los drones como plataforma ideal para iniciarse en la robótica.

– Minidrones que te siguen grabándote mientras haces deporte, como los de Zano Drones.

– Proporcionar acceso global a Internet, como al parecer es la intención de Google al adquirir Titan Aeroespace.

– Llevar desfibriladores volando a donde haya una emergencia cardíaca, que es lo que pretende FAED Drone Project.

– Renault mostró un vehículo conceptual que dispone de un drone para inspeccionar embotellamientos.

– También hay usos perversos de los drones: Se detectó uno trasladando droga desde Tijuana (México) a EEUU.

Antidisturbios equipados con gas pimienta para dispersar manifestaciones, como planes la policía india.

– Rapere es un drone que derriba drones con la excusa de preservar la intimidad.

– Su uso militar se extiende a pesar de las polémicas como la surgida tras el reconocimiento por parte de Estados Unidos de haber matado a dos rehenes en un ataque con drone). Es más, recientemente EEUU relajó su normativa de exportación para drones armados y Airbus proveerá y operará drones israelíes para el ejército de Alemania. Y una inquietante posibilidad: el ejército estadounidense ensaya con enjambres de aviones-robot que se coordinan entre sí para atacar.

Por cierto, respecto a la seguridad, aparte de incorporar cada vez más sistemas anticolisiones, muchos ya llevan un paracaídas para no ser un peligro si caen, e incluso se tiene en cuenta su impacto medioambiental (la NASA prueba un drone biodegradable que se disuelve si se estrella).

Pero todavía hay más posibilidades. Ya hay muchas retransmisiones deportivas en estadios, pabellones y circuitos en las que se nota el uso de drones, pero también podrían ser la solución para retransmisiones que transcurren en recorridos en exteriores como ciclismo, triatlón o rallies. ¿Os imagináis poner un dispositivo emisor en los mejores deportistas y un drone asociado con el modo “siga a ese ciclista”?. Adiós a esas etapas ciclistas sin casi imágenes porque no pueden volar los helicópteros o la imagen llega con interferencias. Eso sí, hay que tener alguien supervisando los drones para evitar choques con túneles, semáforos elevados y letreros de indicaciones 🙂

Otra sugerencia: hace unos meses tuvieron que rescatar a dos limpiacristales en el nuevo World Trade Center. Esa tarea es incómoda, peligrosa y que hasta ahora requiere personas. ¿Por qué no un drone que limpie los cristales? Quizás no tendría que ser un robot volador, sino uno que se desplace por la superficie, al estilo del robot HECTOR de Sener para heliostatos (espejos que se orientan al sol) en las centrales solares.

En fin, que para los drones  el cielo es el límite (nunca mejor dicho) 🙂

[Actualización: En los comentarios voy añadiendo nuevos usos para drones]

49 Comments

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *