Cuando la consulta de varias webs puede servir como prueba de un delito: el caso del robo de Sopela

A finales de diciembre de 2017 tres personas, dos colombianos y un venezolano, irrumpieron en un chalé de Sopela disfrazados de repartidores y, tras atar a todos sus ocupantes pistola en mano, se llevaron dinero, joyas y monedas de oro. Lo más interesante de este caso es que la Ertzaintza les detuvo apenas dos semanas después y que reunió pruebas contra ellos entre las que figuraba el hecho de que hubieran consultado noticias del asalto en las webs de eitb.eus y publico.es

Fue un robo de esos que salen en el teleberri y que, por sus características, tienen un efecto inmediato de intimidación general de la población. De ahí que la rápida intervención de la Ertzaintza fuera especialmente oportuna y definitiva, pues los tres ladrones han sido condenados a 15 años de cárcel cada uno.

Los agentes de la Comisaría de Getxo identificaron rápidamente a los presuntos asaltantes y mostraron sus fotografías a los moradores de la casa en una rueda de reconocimiento. Curiosamente, una de las imágenes empleadas había sido extraída de una red social y en ella figuraban varios asistentes a una boda.

Por si hubiera dudas con esta prueba, la sentencia aporta una más relacionada con los móviles intervenidos a los acusados, que fueron analizados por la Policía Científica de la Ertzaintza. Lo interesante es que al día siguiente del asalto, los tres asaltantes consultaron noticias relacionadas con el robo en eitb.eus y publico.es. “Hemos de otorgar, pues, a este dato, a este interés simultáneo por parte de los tres acusados en la consulta de la información, una importancia destacada”, concluyen los jueces.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *