¿Cómo te escabulles de tus proveedores? Pues pagándoles, sencillo, ¿verdad?

Muchas pequeñas empresas deben afrontar los pagos de facturas de sus proveedores con cierta urgencia dado que sus clientes no abonan los pagos. Sin embargo, no es posible esperar más y corren el riesgo de enfadar a sus proveedores. ¿Cómo te escabullirías de este problema? Pues pagándoles, sencillo ¿verdad?


Sí, porque éste es el enunciado del problema que podría plantearnos uno de esos sesudos cuadernos Rubio que todavía proliferan por las escuelas. De modo que imagina que has contraído una deuda con un proveedor que no admite aplazamientos en el pago, pero cuyo enfado urge aplacar.

Además, los clientes remolonean el abono de las deudas y aunque están a punto de hacerlo, no podemos aguardar más a que se decidan a hacerlo. En estos casos, surge la pregunta de cómo salir del atolladero y que este problema no interrumpa nuestra dinámica empresarial, pues nuestro proveedor puede optar por no suministrarnos más mercancía. ¿Cómo lo solucionas? ¿Tienes la respuesta?

A nosotros se nos ocurre una y es que en estos casos, seguro que te interesaría estar al tanto de la existencia de las financieras que ofrecen préstamos rápidos. Por supuesto, las empresas de las que hablamos pertenecen a las más pequeñas, dado que estas franquicias operan con cantidades que no superan los 500 euros y, por tanto, con estas préstamos solo podremos saldar deudas pequeñas y puntuales.

Para colmo, todas estas obligaciones deben atajarse de inmediato, así que podemos tirar de las empresas mencionadas. De hecho, todas ellas comparten un rasgo, y éste es el de la celeridad, un requisito imprescindible para que dichos préstamos se conviertan en un cauce idóneo para solventar estas peliagudas situaciones.

Un ejemplo de “salvador” es Cashper, cuyos créditos rápidos parecen ser los más fugaces de conseguir en la red junto con www.viasms.es según un estudio de préstamos rápidos realizado por un medio especializado en finanzas. Además, dichos prestamistas permiten calcular los intereses que devengará la cantidad prestada a través de un simulador bastante intuitivo. También es posible escoger el plazo para su devolución (no más de 30 días).

Esta clase de préstamo está adquiriendo popularidad en los últimos años y resulta sencillo toparse con un sinfín de negocios de esta índole dedicados al gremio del préstamo online. Sin embargo, conviene saber a cuál nos arrimamos en busca de liquidez, pues algunas están adheridas al programa Confianza Online.

Ahora corre de tu cuenta la resolución de este problema sobre falta de liquidez en una pequeña empresa que ya te hemos dejado encarrilada con estas pistas acerca de los préstamos rápidos. De todos modos, si se te ocurre una solución alternativa, no dudes en chivárnosla pues todos queremos pasar el examen de la crisis.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *